Acciones anteriores a la creación de la Coordinadora

Nota de Prensa 30/05/09

Peticiones al MIMARM de la Coordinadora Estatal de Plataformas contra la Incineración de Residuos.

La Coordinadora Estatal de Plataformas contra la Incineración de Residuos ha remitido al Ministerio de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino (MIMARM) sus peticiones sobre la utilización de residuos como combustible en los hornos de cemento, una iniciativa que pretende acabar con la disparidad de criterios existente en la actualidad en las distintas Comunidades Autónomas.

La Coordinadora Estatal considera que una regulación más estricta y un control exhaustivo sería la mejor solución a los problemas ambientales que genera la combustión de residuos en cementeras, dado que muchos de los residuos que se están utilizando (neumáticos, disolventes, lodos de depuradora, harinas cárnicas, residuos industriales, etc.) con el beneplácito de la administración estatal y autonómica, provocan graves impactos ambientales y a la salud, además de quemar valiosos materiales que se podrían reutilizar o reciclar. Hay que tener en cuenta también la repercusión que la incineración de residuos tiene en la Agricultura, la Ganadería y por consiguiente, en la Alimentación.

Estas son las peticiones en cuanto a la utilización de residuos como combustible en los hornos de cemento:

El MIMARM debe velar por el cumplimiento del principio de jerarquía en la gestión de residuos. Recordamos que la ley impone el siguiente orden de prioridades: prevención o reducción, reutilización, reciclaje, valorización energética y finalmente eliminación. Por lo tanto se debería exigir que el combustible derivado de residuos no incluya ningún residuo que técnicamente pueda reutilizarse o reciclarse.

Debe articularse una efectiva coordinación entre las distintas administraciones estatales y autonómicas y deben definirse prioridades y actuaciones concretas comunes para garantizar dicha jerarquía en el marco de las Conferencias Sectoriales, que hagan económicamente viables las posibilidades técnicas existentes de reutilización y reciclaje de residuos.

Deben establecerse medidas para que las Autorizaciones Ambientales Integradas no puedan defraudar los distintos Planes Públicos de Gestión de Residuos. En la práctica, los permisos otorgados a las cementeras defraudan estos planes y las convierten en gestoras privadas de valorización. De este modo entran en competencia desleal y hacen económicamente inviable cualquier otra forma de gestión de residuos que opte por la reutilización o el reciclaje.

Los requisitos ambientales para los hornos cementeros son más permisivos que para las incineradoras de residuos. La combustión de residuos provoca la emisión a la atmósfera de sustancias de alta toxicidad para la salud, como dioxinas y furanos, y algunas sin ningún límite legal de emisión establecido, como algunos Compuestos Orgánicos Persistentes, reconocidos como extremadamente tóxicos incluso en concentraciones ínfimas.

Más información: Coordinadora Estatal de Plataformas Contra la Incineración de Residuos

María Jesús Rodríguez de Sancho

Directora General de Calidad y Evaluación Ambiental

Ministerio de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino

Plaza Santa Cruz s/n

28070 – Madrid

c/c Ana Rodríguez Cruz

Subdirectora General de Producción y Consumo Sostenible

Sevilla, 22 de mayo de 2009

Asunto: Incineración de residuos en hornos cementeros. Peticiones de la Coordinadora Estatal de Plataformas contra la Incineración de Residuos

En nuestra reunión del pasado 22 de abril, nos informó usted de que el Ministerio de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino (MIMARM) está negociando un Acuerdo Voluntario con el sector cementero, iniciativa que pretende acabar con la disparidad de criterios existentes en la actualidad.

En realidad, desde la Coordinadora Estatal de Plataformas contra la Incineración consideramos que una regulación más estricta y un control exhaustivo sería la mejor solución a los problemas ambientales que genera este sector. Muchos de los residuos que están utilizando las cementeras (neumáticos, disolventes, lodos de depuradora, harinas cárnicas, residuos industriales, etc.) con el beneplácito de la administración estatal y autonómica, provocan graves impactos ambientales y a nuestra salud y queman valiosos materiales que se podrían reutilizar o reciclar.

Recordamos que el Plan Nacional Integrado de Residuos recomienda para los neumáticos fuera de uso: ‘Las Administraciones Públicas fomentarán el uso del polvo de caucho procedente del reciclado de NFU como material constituyente de diversos productos, fundamentalmente en las obras públicas y en particular, en las mezclas bituminosas para la construcción de carreteras, siempre que sea técnica y económicamente posible. Se ha estimado que la apertura de este mercado de carreteras al caucho, podría dar salida al 40% de los NFU generados”.

Como la industria ya tiene al Ministerio de Industria para defender sus intereses, esperamos que el MIMARM defienda los aspectos ambientales del acuerdo y tenga en cuenta la repercusión que la incineración de residuos tiene en la Agricultura, la Ganadería y por consiguiente, en la Alimentación, también competencias de su Ministerio y cuyo equilibro es indispensable para avanzar hacia un auténtico desarrollo sostenible (tenemos el ejemplo de países en los que se ha tenido que prohibir la comercialización de productos procedentes de los alrededores de incineradoras).

Con el propósito de colaborar y según lo convenido en la mencionada reunión, le hacemos llegar nuestras peticiones sobre la utilización de residuos como combustible en los hornos de cemento:

1. El MIMARM debe velar por el cumplimiento del principio de jerarquía en la gestión de residuos para que en la práctica no quede convertido, como hasta ahora, en una mera declaración de principios. Recordamos que la jerarquía impone el siguiente orden de prioridades: prevención o reducción, reutilización, reciclaje, valorización energética y finalmente eliminación. Por lo tanto se debería exigir que el combustible derivado de residuos no incluya ningún residuo que técnicamente pueda reutilizarse o reciclarse.

2. Pedimos que se articule una efectiva coordinación entre las distintas administraciones estatales y las de las comunidades autónomas y que se definan prioridades y actuaciones concretas comunes para establecer sistemas de gestión que garanticen el principio de jerarquía en el marco de las Conferencias Sectoriales y que hagan económicamente viables las posibilidades técnicas existentes de reutilización y reciclaje de residuos.

3. Pedimos que se establezcan medidas para que las Autorizaciones Ambientales Integradas (AAI) no puedan defraudar los distintos Planes Públicos de Gestión de Residuos. En la práctica, las AAI otorgadas a las cementeras defraudan estos planes y las convierte en gestoras privadas de valorización. De este modo entran en competencia desleal y hacen económicamente inviable cualquier otra forma de gestión de residuos que opte por la reutilización o el reciclaje, y se implanta un auténtico plan privado de gestión de los residuos que se incineran en las cementeras.

4. Que se excluya a las fábricas de cemento de los planes de reutilización de residuos (neumáticos, disolventes, lodos de depuradora, harinas cárnicas, residuos industriales, etc.) como combustible.

5. La incineración de residuos en los hornos cementeros está equiparada a la incineración de residuos y regulada por las mismas leyes, la Directiva 2000/76/CE, el Real Decreto 653/2003, el Decreto del Parlamento 323/1994 y el Convenio de Estocolmo. Sin embargo, los requisitos ambientales para este sector son más permisivos, lo que indica la especial capacidad contaminante de la incineración de residuos. Es por lo tanto una práctica a evitar en aras de la protección ambiental y de la salud pública.

6. La coincineración de residuos provoca la inevitable emisión a la atmósfera de sustancias de alta toxicidad para la salud, algunas sin ningún límite legal de emisión establecido, entre ellas algunos Compuestos Orgánicos Persistentes (COP), reconocidos como extremadamente tóxicos incluso en concentraciones ínfimas. No existe un seguimiento analítico ni la obligación de informar sobre la cantidad total de sustancias tóxicas emitidas a la atmósfera, que podrían ser incluso más elevadas que las emitidas por una incineradora de antigua generación.

7. El Convenio de Estocolmo, ratificado por España, reconoce como “fuente de elevada emisión [de COP] la coincineración de fangos de depuradora”. En este sentido, consideramos imprescindible que se apliquen de manera rigurosa las medidas que se establecen tanto en el Convenio como en el Plan Nacional de Aplicación.

En nombre de la Coordinadora Estatal de Plataformas contra la Incineración de Residuos le saluda atentamente,

Leticia Baselga

Área de Residuos de Ecologistas en Acción

Parque San Jerónimo s/n

41015 – Sevilla

Tel.Fax: 954 904 241 / 954 903 984 / 696 821 808

Coordinadora Estatal de Plataformas contra la Incineración de Residuos:

Foro contra la incineración de Tenerife

Lasarte-Oria Bizirik

Red Ciudadana de Alerta contra la Incineración

P l ataforma antiincineradora Grefacsa – La Bassa Roja

Conceyu Asturiano contra la Incineración

Grupo ecologista Sagarrak Taldea

Plataforma antiincineradora de la Vall del Ges

Guelaya – Ecologistas en acción Melilla

Septem Nostra – Ecologistas en acción Ceuta

Plataforma Montcada i Reixac

Plataforma antiincineradora Grema

Plataforma antiincineradora Valdeolea

Plataforma Bierzo Aire Limpio

Plataforma Toledo Aire Limpio

Plataforma Aire Net

Plataforma de Alcalá de Henares

Ecologistas en Acción

Coordinadora de Plataformas contra la Incineración de Euskadi

Plataformas antiincineradoras de Alacant

Greenpeace

_________________________________________________
Subir

Nota de Prensa 24/04/09

La Coordinadora Estatal de Plataformas Contra la Incineración se reúne con el Ministerio de Medio Ambiente, Rural y Marino

La Coordinador a Estatal de Plataformas Contra la Incineración mantuvo ayer en el Ministerio de Medio Ambiente, Rural y Marino (MIMARM) una entrevista con la Directora General de Calidad y Evaluación Ambiental y la subdirectora general de Producción y Consumo Sostenibles.

La Coordinadora ha elaborado un dossier informativo de las autorizaciones otorgadas a las cementeras para utilizar residuos como combustible en Castilla La Mancha , Castilla y León y Cataluña, que pone de manifiesto la fuerte oposición ciudadana a los proyectos autorizados, la falta de participación pública en su tramitación y, fundamentalmente, el manifiesto incumplimiento de la Ley de Residuos y de los diferentes Planes de Gestión.

Los representantes de las plataformas ciudadanas Toledo Aire Limpio, Montcada y Reixac, Bierzo Aire Limpio y del área de Residuos de Ecologistas en Acción, pudieron constatar la escasa coordinación entre el Ministerio y las Comunidades Autónomas en la aplicación de sus respectivos planes de gestión de residuos. Así, mientras por un lado el MIMARM afirmaba su voluntad de agotar las vías de prevención, reutilización y reciclaje de los residuos y de fijar criterios restrictivos con el sector cementero y las Comunidades Autónomas, por otro se sorprendía de los datos facilitados por los asistentes sobre las enormes cantidades de residuos autorizados a incinerar en cementeras que evidencian el incumplimiento de los planes y la nula voluntad política de fomentar la prevención, la reutilización y el reciclaje.

Ante la noticia de que el MIMARM está negociando un acuerdo voluntario con el sector cementero, l a Coordinador a Estatal de Plataformas Contra la Incineración ha exigido que dicho acuerdo tenga en cuenta la jerarquía de gestión de residuos, a saber, prevención, reutilización, reciclaje y por último, incineración, y ha recordado que es el Ministerio de Industria el que vela por los intereses de la industria, y no el de Medio Ambiente.

L a Coordinadora t ambién ha demandado que la transposición de la Directiva Marco de Residuos a la legislación española establezca limitaciones precisas a la coincineración de residuos en cementeras, que se articule una efectiva coordinación entre las distintas Administraciones y las CCAA y que se impongan controles eficaces para que las Autorizaciones Ambientales Integradas no puedan defraudar los Planes de Gestión de Residuos y que las cementeras no se conviertan en gestoras privadas de residuos, como sucede actualmente.

Más información: Coordinadora Estatal de Plataformas Contra la Incineración

TOLEDO AIRE LIMPIO, Plataforma de MONTCADA Y REIXAC, BIERZO AIRE LIMPIO y Área de Residuos de Ecolog istas en Acción.

_________________________________________________
Subir

COMUNICADO INFORMATIVO SOBRE LA REUNIÓN MANTENIDA CON EL GRUPO DE IU EN EL CONGRESO DE LOS DIPUTADOS

Durante la mañana de ayer día 4 de Febrero de 2.009, las plataformas, Bierzo Aire Limpio, Toledo Aire Limpio, Plataforma antiincineración de Montcada i Reixac “Montcada Aire Net”. y la plataforma de Sant Feliu de Llobregat, en representación del movimiento antiincineración en las cementeras de las comunidades autónomas de Castilla y León, Castilla – La Mancha y Cataluña, hemos mantenido una reunión de trabajo con el Grupo Parlamentario de IU, encabezado por el diputado Gaspar Llamazares, con el objetivo de trasladarle la preocupación que existe en nuestros ambitos de actuación, como consecuencia de los procesos de incineración de residuos en plantas cementeras, y los riesgos derivados de los mismos, para la salud y el medio ambiente.
Una vez transmitida la información, y debatidos los diferentes temas abordados, hemos consensuado un documento de sintesis, que el grupo parlamentario de IU, se comprome a presentar en los proximos días, en el registro del Congreso de los Diputados.

Las plataformas allí representadas valoramos esta reunión con el primer grupo parlamentario que nos ha recibido, como muy positiva, no solo por la receptividad mostrada por parte de IU, si no también por los resultados de la misma.

Por otra parte, hemos recibido una comunicación de Carlos Floriano, Portavoz de Medio Ambiente del Grupo Parlamentario Poular en el Congreso de los Diputados, en la que manifiesta que le gustaría tener un encuentro con nosotros, por lo que estamos pendientes de concretar una nueva con otro de los grupos parlamentarios.

En otro orden de cosas, con respecto a la reunión que mantuvimos las plataforma en la tarde de ayer, hemos llegado a los siguientes acuerdos:

Ø Impulsar la creación de una coordinadora de Plataformas y demás entidades que cuestionan la incineración de residuos en cementeras, en el ambito del estado español, para lo cual se re realizarán contactos con todas las asociciones que trabajan en esta materia en todas las comunidades autónomas.

Ø Organizar el primer encuentro de este movimiento ciudadano coincidiendo con el fin de semana del 5 de Junio “Día Mundial del Medio Ambiente” en EL Bierzo.

Fdo: Luis Fernández Canedo
En representación de las plataformas que suscriben este acuerdo.

A LA MESA DEL CONGRESO DE LOS DIPUTADOS

Al amparo de lo establecido en el Reglamento del Congreso de los Diputados, el Grupo Parlamentario ER-IU-ICV, presenta la siguiente PROPOSICION NO DE LEY, sobre incineración ilegal de neumáticos y otros residuos en fábricas de cemento, para su debate en el Pleno.

La ley 16/2002 de Prevención de la Contaminación Atmosférica obliga a las empresas cementeras a someterse al procedimiento de Autorización Ambiental Integral (AAI). Pero son varias las empresas que, por motivos de rentabilidad económica, aprovechan el expediente de AAI para solicitar la sustitución de combustible tradicional por la incineración de neumáticos, plásticos y otros residuos como lodos de depuradoras, barnices, aceites o disolventes, e incluso harinas cárnicas, cuya combustión genera sustancias tóxicas y peligrosas para la salud, metales pesados como el mercurio, y contaminantes orgánicos persistentes como son las dioxinas y furanos que se forman a partir de la combustión del 1% de cloro contenido en los neumáticos.

La incineración de residuos peligrosos en los hornos de las cementeras ya había generado alarma social hace años, cuando algunas de estas empresas fueron señaladas por haber incinerado los restos de animales muertos por la enfermedad de las “vacas locas”.

El recurso a la incineración de residuos tóxicos y peligrosos constituye un motivo de especial preocupación por cuanto España es el país de la Unión Europea que en estos últimos años ha consumido la mayor parte del cemento hasta alcanzar la quinta parte del total de la UE-25, liderato atribuible a las desproporcionadas dimensiones del sector de la construcción, tanto en edificación como en obra pública.

Por la mencionada vía de presentación de proyectos de incineración de residuos industriales, eufemísticamente denominada como “valorización de residuos”, las Consejerías de Medio Ambiente de la mayoría de las Comunidades Autónomas han autorizado proyectos presentados por las fábricas de cemento que incluyen la incineración de este tipo de residuos.

Por ejemplo, la Consejería de Medio Ambiente de Castilla-La Mancha ha autorizado:

– A la empresa multinacional mexicana CEMEX, en el municipio de Yepes, la incineración de 20.000 Tn/año de neumáticos y 25.000 Tn/año de plásticos, fábrica de cemento que viene incinerando neumáticos troceados desde marzo de 2007 y que carece del informe Favorable de la Dirección General de Calidad Ambiental, por incumplir el condicionado del Programa de Vigilancia al que se supedita la entrada en vigor de la autorización;

– A la empresa multinacional HOLCIM ESPAÑA S.A., en Yeles, la incineración de 7.000 Tn/año de neumáticos, 2.000 Tn/año de plásticos no halogenados, 7.000 Tn/año de lodos calizos de la industria papelera, 10.000 Tn/año de disolventes y licores madre no halogenados, 3.000 Tn/año de residuos y lodos acuosos que contienen pintura, barniz y tintes, y 35 Tn/año de aceite mineral usado; con el agravante que la industria está a menos de 2 Km del casco urbano.

– Y, de otra parte, se ha autorizado a la empresa multinacional francesa LAFARGE CEMENTOS S.A, en Villaluenga de la Sagra, la incineración de 45.000 Tn/año de residuos líquidos tóxicos y peligrosos, y a quien se le había permitido incinerar desde el año 2002 más de 30.000 Tn anuales de residuos sin haber obtenido la AAI que finalmente se le ha otorgado.

Las tres fábricas de cemento concentran su impacto en una zona reducida, como es la comarca de La Sagra, donde también se encuentran 29 cerámicas, la central térmica de Villaseca canteras a cielo abierto y polígonos industriales, con el agravante que, según el registro europeo EPER, el 43,37% de los complejos más contaminantes de España están ubicados en Castilla-La Mancha.

Todo ello sin que Ayuntamientos colindantes y vecinos afectados hayan sido llamados a consulta ni recibidos en trámite de audiencia en calidad de interesados, como marca la Ley 16/2002 sobre prevención y control integrado de la contaminación, y como recomiendan el Reglamento Europeo 850/2004 y el Convenio de Aarhus, para poder conocer dichas decisiones antes de ser aprobadas y tener así opción a alegar con conocimiento de causa por los posibles riesgos para la salud y el medio ambiente que se derivan del proceso de incineración, todo ello en defensa del derecho constitucional a la salud y su corolario de protección del medio ambiente, desconsiderando las decenas de miles de firmas de ciudadanos y las mociones presentadas contra estos proyectos por Ayuntamientos, Mancomunidades y plataformas ciudadanas.

De otra parte, la combustión de neumáticos y otros residuos contaminantes contraviene los objetivos acordados en el Convenio de Estocolmo sobre Compuestos Orgánicos Persistentes de 2001, ratificado por España, de eliminar o reducir al máximo la producción de dioxinas, furanos y otros Compuestos Orgánicos Persistentes, sustancias cancerígenas extremadamente dañinas para la salud humana, una de cuyas principales fuentes asegura dicho Convenio que son las fábricas de cemento que incineran ese tipo de residuos.

Además, la autorización otorgada a las cementeras para la incineración de residuos vulnera hasta hacerlo inviable a medio plazo el principio de precaución y el principio básico de jerarquía que preside la Ley 10/98 y los Planes de gestión de residuos establecidos a nivel europeo, estatal y autonómico, que obligan a gestionarlos prioritariamente a través de la reducción, la reutilización y el reciclaje, totalmente factibles para los neumáticos, reutilizables en la construcción de carreteras, y cuya incineración ocupa el último lugar de esta jerarquía, puesto que no los elimina y sólo los dispersa, liberando a la atmósfera nuevas sustancias resultantes de la combustión, que son mucho más peligrosas que los materiales de partida. La incineración de neumáticos en las cementeras, incentivada económica y fiscalmente, entra en contradicción con los Planes estatales y autonómicos de reutilización y reciclaje de neumáticos fuera de uso para su utilización en recauchutado, firme de carreteras, pistas polideportivas, etc., poniendo en riesgo la viabilidad económica de las empresas dedicadas a la reutilización y reciclaje compatibles con la salud humana y el medio ambiente.

Esta situación tiene su correspondencia en otras Comunidades Autónomas, por ejemplo en Cataluña, donde la Consejería de Medio Ambiente de la Generalitat ha autorizado a la empresa LAFARGE, en Moncada i Reixach, la combustión de lodos de depuradoras y cenizas volantes, a 90 metros del casco urbano, y a la empresa CEMEX, en San Feliu de Llobregat, a 200 metros del casco urbano.

Una situación similar se produce en Castilla y León, con cuatro proyectos de incineración de neumáticos y residuos en la provincia de León: las cementeras COSMOS, en Toral de los Vados, que pretende quemar 20.639 Tn/año de neumáticos, 10.320 Tn/año de plásticos, 21.671 Tn/año de lodos y 14.447 Tn/año de harinas y grasas animales; TUDELA-VEGUÍN, en La Robla, que proyecta quemar 18.000 Tn/año de neumáticos con el mismo fin; RMD, en Ardoncino, que proyecta poner en marcha su planta de termólisis con capacidad para 24.000 Tn/año y la planta de “pirolisis-flash” promovida por ECOSPANUS, S.L. con capacidad para 70.000 Tn/año.

Por todo ello, se presenta la siguiente

PROPOSICIÓN NO DE LEY

“El Congreso de los Diputados insta al Gobierno a:

1.- A presentar al Congreso de los Diputados un informe sobre el estado de cumplimiento de la legislación vigente en materia de incineración de residuos en las fábricas de cemento y sobre las medidas institucionales de vigilancia, con especial referencia a la Ley 10/1998 de Residuos, a la Ley 16/2002 de Prevención y Control Integrado de la Contaminación, al Real Decreto 653/2003 sobre incineración de residuos, a la Ley 10/98 y a los Planes de Gestión de Residuos, al Reglamento Europeo 850/2004, al Convenio de Estocolmo sobre Compuestos Orgánicos Persistentes de 2001;

2.- A presentar al Congreso de los Diputados un informe relativo a las Autorizaciones Ambientales Integrales concedidas en España a las empresas fabricantes de cemento que incluyen la incineración de residuos, en aplicación del artículo 5 del Real-Decreto 508/2007 de 20 de abril;

3.- A promover con las Comunidades Autónomas, en el marco de la Conferencia Sectorial de Medio Ambiente, el compromiso de velar por el cumplimiento riguroso de la legislación vigente en la materia; de rechazar los proyectos presentados por las empresas fabricantes de cemento que incluyan la incineración de neumáticos y demás combustibles tóxicos; y de promover la sustitución del combustible utilizado ilegalmente en los hornos por otras fuentes tradicionales.

4.- A promover incentivos económicos y fiscales a las empresas especializadas en la reutilización y el reciclaje de neumáticos para usos compatibles con la salud humana y el medio ambiente.”

Palacio del Congreso de los Diputados
Madrid a 5 de febrero de 2009

Gaspar Llamazares Trigo Joan Herrera Torres
Diputado Portavoz

A LAS SECCIONES DE NACIONAL Y SOCIEDAD
NOTA DE PRENSA
Jueves, 5 de febrero

IU RECLAMA DEL GOBIERNO MÁS RIGOR PARA CUMPLIR LA NORMATIVA DE PROTECCIÓN DE LA SALUD FRENTE A LA INCINERACIÓN DE RESIDUOS PELIGROSOS POR LAS FÁBRICAS DE CEMENTO
Gaspar Llamazares se reúne en el Congreso con representantes de diversas plataformas ciudadanas de Castilla-La Mancha, Cataluña y Castilla y León que denuncian el peligro que suponen estas prácticas para la salud

(Madrid, 5 de febrero 2009).- En una iniciativa parlamentaria registrada hoy, el portavoz de Izquierda Unida en el Congreso de los Diputados, Gaspar Llamazares, insta al Gobierno a vigilar y ejercer con mayor rigor el cumplimiento de la normativa vigente que regula la incineración de residuos por parte de las empresas fabricantes de cemento. La propuesta fue elaborada tras la reunión que el diputado ha celebrado en el Congreso con los representantes de diversas plataformas ciudadanas que en Castilla-La Mancha, Cataluña y Castilla y León vienen denunciando junto a Ayuntamientos y Mancomunidades el peligro que para la salud humana representa la incineración de residuos peligrosos.
Se ha constatado que los últimos años, por motivos de rentabilidad económica, las cementeras solicitan y obtienen de la mayoría de las Comunidades Autónomas la sustitución de combustible tradicional por la incineración de neumáticos, plásticos y otros residuos como lodos de depuradoras, barnices, aceites o disolventes e, incluso, harinas cárnicas, cuya combustión genera sustancias tóxicas y peligrosas para la salud, metales pesados como el mercurio y contaminantes orgánicos persistentes, como son las dioxinas y furanos, potencialmente cancerígenas.
La incineración de residuos en los hornos de las cementeras ya había generado alarma social hace años, cuando algunas de estas empresas fueron señaladas por haber quemado los restos de animales muertos por la enfermedad de las “vacas locas”.
El recurso a la incineración de residuos tóxicos y peligrosos constituye un motivo de especial preocupación por cuanto España es el país de la Unión Europea que en estos últimos años ha consumido la mayor parte del cemento hasta alcanzar la quinta parte del total de la UE-25, liderato atribuible a las desproporcionadas dimensiones del sector de la construcción, tanto en edificación como en obra pública.
Por la vía de presentación de proyectos de incineración de residuos industriales, eufemísticamente denominada como “valorización de residuos”, por ejemplo, en Castilla-La Mancha se han autorizado a empresas multinacionales como CEMEX, en el municipio de Yepes, HOLCIM ESPAÑA S.A., en Yeles, y LAFARGE CEMENTOS S.A, en Villaluenga de la Sagra; en Cataluña, a CEMEX y a LAFARGE, en San Feliu de Llobregat y en Moncada i Reixach, respectivamente; y en Castilla y León, a COSMOS, en Toral de los Vados, TUDELA-VEGUÍN, en La Robla, y RMD, en la localidad de Ardoncino, que en varios casos están enclavadas a escasos metros del núcleo urbano.
En su propuesta, Gaspar Llamazares reclama del Gobierno que presente en el Congreso un informe sobre el cumplimiento de la normativa vigente y las medidas institucionales de vigilancia. También solicita promover junto a las Comunidades Autónomas el cumplimiento riguroso de la legislación y rechazar los proyectos presentados por las empresas fabricantes de cemento que incluyan la incineración de neumáticos y demás combustibles tóxicos, así como a proporcionar incentivos económicos y fiscales a las empresas especializadas en la reutilización y el reciclaje de neumáticos para usos compatibles con la salud humana y el medio ambiente, como la elaboración del firme de carreteras y pistas polideportivas, y cuya viabilidad económica está en peligro por la competencia desleal que ejercen las cementeras sobre los precios de los neumáticos que incineran.

http://www.izquierda-unida.es
prensa@izquierda-unida.es

La Proposición de Ley en el Boletín Oficial del Congreso de los Diputados.

_________________________________________________
Subir

Be Sociable, Share!
Dejar un comentario